Brian Almonte trabajará en comunicaciones con los Grizzlies

De niño, Brian Loor-Almonte García fue influenciado por su padre hacia el deporte. Y desde hace unos años esa influencia ha dado sus frutos, pues el joven de 32 años exhibe un notable y valioso recorrido en distintos despachos del mundo del deporte profesional en Estados Unidos.

La experiencia adquirida ha llevado a Loor-Almonte a ser nombrada directora de comunicación del equipo de la NBA, Grizzlies de memphis.

No es el único, también la dominicana Katie Benzan, quien esta temporada se convirtió en la primera dominicana en la WNBA (Mystics), también trabajará para los Utah Jazz en Generalista de Operaciones de Baloncesto, mientras que Kevin Alonzo trabaja para la oficina del NBAen el área de comunicación para NBA America latina.

El joven nativo de Washington Heights, Almonte, tiene un currículum colorido: comenzó con los New York Knicks en el departamento de desarrollo de jugadores, luego en la oficina del comisionado. NBAtrabajando en la producción de contenido, continuó con el Comisionado de la MLB trabajando para Rob Manfred en relaciones públicas.

Y tiene más: trabajó para los Tigres de Detroit como traductor, en lo que fue su primer año y luego pasó a los Red Bulls de Nueva York (fútbol), y de ahí pasó a los Medias Rojas de Boston, puesto que ocupará. dejar para formar parte de los Grizzlies.

“Muy feliz, es algo que uno trabaja duro para lograr y más que eso voy a ser el primero y eso es algo que ahora van a ver otras personas eso y más hispanos que van a decir, ya saben que también puede lograr lo mismo”, dijo Almonte. “Para mí es algo muy importante”.

Trabajar con los Medias Rojas ha sido la mejor experiencia hasta ahora porque hay más medios de comunicación en Boston. “Y eso es algo que me enseñó mucho”, dice sobre su mudanza a Memphis.

Vicepresidente sénior de la NBAPaul Benedict, vinculado al área de manejo de contenidos de transmisión de la superliga, fue clave para el ascenso de Almonte.

“Memphis le preguntó si conocía a alguien que pudiera ser director de comunicaciones y (Benedict) dijo que te recomendaría porque sé lo que has hecho en tu carrera”, narra Brian. “Creo que te va a ir mejor para ese trabajo y ahí es donde me contactaron. Al principio no sabía si me iba a ir porque aquí (en Boston) estoy muy contento y los Medias Rojas me han tratado de maravilla”.

Advierte que Boston es exigente, por la pasión que tiene la afición y ahí “siempre hay que ganar, es difícil, no mucha gente puede jugar aquí, entonces, trabajar aquí, eso fue lo que realmente me enseñó a tener relaciones. . que tengo ahora, con los medios, con los jugadores”.

sus orígenes

Brian es hijo de María Loor-Almonte García, oriunda de Hermanas Mirabal, provincia del norte del país, y Quilvio Almonte, de Villa Consuelo, sector de la capital.

Cumplió 32 años en febrero y es originario de Washjington Heights, su apego a esas funciones del mundo deportivo surge gracias a su padre, a quien le gusta la pelota.

“(Yo) practicaba todos los deportes de pequeña y sabía que esto era lo que quería ser (trabajo ligado al deporte), no sabía cómo lo iba a hacer. Quería ser jefa de equipo”, expresa.

Fue a la escuela en West Virginia, donde se graduó, y allí supo que quería estar en la oficina principal de algún equipo, trabajar en comunicación “Y esa es la pasión que tengo. Eso fue cuando era pequeño y si no fuera por el deporte, no sé qué hubiera hecho.

Amante del deporte en todas sus dimensiones. Confiados en que la base del deporte debe ser desde la escuela. Ha cubierto los Juegos Panamericanos y los Juegos Centroamericanos y del Caribe.

Leave a Reply

Your email address will not be published.